Consejos para evitar incendios con el microondas

By in
20

 

La mayoría de los hogares modernos cuenta con uno de estos aparatos, los utilizan desde los más pequeñines hasta las personas de la tercera edad, sin embargo no somos conscientes que el microondas puede provocar un incendio ya sea porque hemos adquirido uno de dudoso origen o si no tenemos el suficiente cuidado, estos son consejos para no provocar un incendio con el microondas

  • Compra un microondas nuevo, evita adquirir los reparados o de dudoso origen.
  • Conecta el microondas directamente del tomacorriente, evita utilizar extensiones que se puedan ir recalentando con el tiempo.
  • Asegúrate de que el microondas está a una altura segura, al alcance de todos los usuarios.
  • Abre la comida lentamente, lejos de la cara. El vapor caliente o el alimento en sí pueden causar quemaduras.
  • La comida se calienta de manera desigual dependiendo de la posición dentro del microondas. Revuélvela y pruébala antes de dar de comer a los niños.
  • Nunca calientes una botella de bebé en el microondas. Dado que un horno de microondas se calienta desigualmente, puede crear bolsas calientes, lo que provoca quemaduras. Calienta una botella en un tazón de agua caliente.

Uso del microondas:

  • Supervisa siempre a los niños cuando estén usando un microondas.
  • Utiliza únicamente recipientes o platos de comida seguros para microondas.
  • Nunca uses papel de aluminio o metal en un microondas.
  • Si tienes un incendio en el microondas, deja la puerta cerrada, desenchúfalo de la pared, usa el extintor que tengas a mano o una manta ignifuga, si no cuentas con estos equipos y el fuego no se apaga, sal y llama al departamento de bomberos.

No debes calentar en el microondas:

Papel de aluminio: En cuanto se caliente, comenzará a despedir chispas y puede provocar un incendio.
Recipientes tipo tetra-pack: La mayoría tienen un aspecto exterior de cartón, pero en su interior, con el fin de prolongar la caducidad de los alimentos, contienen una capa metálica, que se comportará como el papel de aluminio.
Cubiertos y otros utensilios de cocina metálicos: Las zonas más finas del utensilio serán las que más rápido se calentarán, y podrán provocar un incendio.
Platos y vajillas antiguas serigrafiadas: Era muy frecuente que las pinturas contuvieran elementos metálicos que reaccionarán a las ondas sobre calentándose.
Los recipientes de plástico: pueden derretirse o quemarse, debe conocerse previamente si está preparado para microondas.
Alcohol o bebidas que lo contengan: Es un elemento altamente inflamable, y no solo puede provocar un incendio, sino incluso una explosión.
Huevos con cascara y alimentos de piel gruesa: ya que el calor hace aumentar la presión en el interior, y acaban explotando. Conviene retirarla o pincharlos.
Pimientos, ajies, chiles: Con el calor liberan capsaicina, y al abrir el microondas pueden provocarte daños.
Zanahorias: Esta hortaliza contiene hierro y otros elementos que reaccionan a las ondas despidiendo chispas. Las Uvas – ¡Explotarán y acabarán en llamas!
Fruta fresca: el intenso calor hará que la fruta jugosa se queme o se derrumbe
Las bolsas de papel: Pueden soltar toxinas y prenderse de fuego en el microondas
Las bolsas de plástico: sólo puedes meter las bolsas de plástico que están especialmente preparadas para el microondas
Recipientes de poliestireno (tecnopor): el plástico se derretirá sobre la comida pudiendo producir envenenamiento y arde fácilmente

Y por supuesto, si enciendes el microondas sin nada dentro, como no hay nada para absorber las microondas, el magnetrón acaba dañándose.

54321
(0 votes. Average 0 of 5)